La Perdida Playa de Oludeniz en Turquía

Oludeniz

La playa de Oludeniz es una playa mediterránea localizada en Turquía, y es también una de las más conocidas y populares del país. Se puede traducir Oludeniz como mar calmado y tiene algo más de cinco kilómetros de larga, siendo lo suficientemente grande para acoger los grupos de turistas que vienen de visita.

Aunque la playa tiene suficiente sitio para todos los visitantes, no ocurre lo mismo con la carretera que llega hasta la playa, la cual en temporada alta tiene algunos problemas de circulación cuando hay demasiados coches y autobuses. Cuando llegamos a la playa, normalmente se puede observar a los aficionados a la parapente lanzándose desde las montañas que están detrás de la playa, y flotando y dando vueltas en el cielo por encima del mar.

Suelen aterrizar en la misma playa, por lo que ya tenemos un espectáculo garantizado cuando estamos de visita en esta parte de la costa turca. Es popular realizar estos vuelos de dos en dos, enganchados con un arnés.

La parte de atrás de la playa está ahora concurrida con pequeños hoteles, pensiones y restaurantes, donde se ha pensado seriamente en el turismo como principal fuente de ingresos. Cerca de la playa de Oludeniz hay varias localidades donde podemos hacer algo de turismo e incluso alojarnos si queremos.

El motivo por el que mucha gente hace esto es porque en las localidades que rodean la playa de Oludeniz, los precios suelen ser más económicos. Como la comunicación es bastante buena, desde los diferentes pueblos hay minibuses durante todo el día para visitar Oludeniz. Como referencia, es interesante saber que la playa de Oludeniz está justamente debajo de las montañas Taurus.

De todos modos, la playa de Oludeniz y toda la longitud de su costa está poblada de otras playas también de arena y pequeñas calas que merece la pena descubrir. A algunas de estas playas se puede llegar con el coche y otras solo tienen acceso por barco. Como punto de partida, tenemos la playa de Oludeniz y si nos alojamos en un hotel en la misma playa, lo primero que vemos al dejarlo es la playa y el mar.

La playa es gratuita pero hay que pagar por las sombrillas y las hamacas. Dependiendo del día, el mar algunas veces tiene más oleaje pero siempre está muy clara y limpia. En la misma playa se pueden alquilar canoas para remar un poco por las proximidades.

Si estamos en la playa de Oludeniz, seguro que nos comentarán algo sobre un lago azul. Esta playa es donde los viajes organizados en barco comienzan y es probablemente una de las playas más pintorescas del mundo. Esta muy cerca de Oludeniz y es perfecta para hacer una escapada y ver algo más de costa. El agua no cubre demasiado, lo cual la hace ideal para los más pequeños. Tenemos también en esta playa una entrada al parque nacional.

Los fines de semana suele haber mucha gente, por lo que sin no te gustan las conglomeraciones, puede que sea mejor idea ir entre semana. Hay bares y restaurantes en la playa, por lo que no hay que preocuparse de comer, cenar o simplemente tomar algo.

Otra playa que podemos elegir es la de Gemiler. Es realmente una bahía rodeada de un bonito bosque de pinos. Esta enfrente de la isla de San Nicolás, donde hay unas antiguas ruinas cristianas que se pueden ver si tomamos un barco que nos lleva a la isla.

Esta playa es buena para hacer varias clases de deportes acuáticos. También es donde muchos pescadores locales faenan, por lo que se puede comprar pescado fresco en la misma playa y el restaurante que hay en la playa te lo cocinará. El día puede ser muy completo en la playa de Gemiler.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here